Connect with us

Noticias

Detención de Camila Acosta: «Ya encontré a mi hija, pero me mintieron. Está en la estación 10 de octubre»

Detención de Camila Acosta: «Ya encontré a mi hija, pero me mintieron. Está en la estación 10 de octubre»,

Published

on

Photo fjcastro

«Ya encontré a mi hija Camila», dice al otro lado del teléfono, con un ligero tono de alivio, Orlando Acosta. Son las 10 de la noche en Cuba (cuatro de la madrugada en España), y el padre de la periodista, que fue detenida el lunes tras cubrir las protestas para ABC y el medio independiente Cubanet, se ha pasado todo el día de una lado a otro de La Habana buscándola. «Está en la estación policial 10 de octubre», afirma Orlando, al que unas horas antes le habían dicho que su hija estaba en otro centro de detención, la temida y cuestionada 100 y Aldabó, donde supuestamente la habían trasladado desde la estación policial de Infanta y Manglar.

Así se lo habían notificados los agentes de dicho centro cuando intentó, por segundo día consecutivo ver a Camila y hacerle llegar algunos objetos personales -útiles de aseo y ropa-. «Me mintieron», denuncia Orlando, que tras trasladarse a la nueva dirección, a dos horas de distancia de la anterior, tuvo que esperar varias horas más hasta que le dijeron algo del verdadero paradero de su hija. «Había grandes listados de detenciones, y no había ordenadores. Aquello no parecía un escenario del siglo XXI sino de la Segunda Guerra Mundial. Había muchas mesas, muchas listas en las que los nombres estaban mal puestos. Si me lo hubieran dicho, no me lo hubiera creído. Por lo menos ahora sé dónde está», declara a ABC, algo más tranquilo después de días de angustia. Recuerda que al principio de llegar al centro preguntó y preguntó por el nombre de su hija, y este no aparecía. «El caos era tan grande. Parecía que estaban jugando conmigo». La orden que tenían, según le confesaron después, «era la de decir que ella no estaba allí». De no dar ninguna información sobre la periodista.

La situación surrealista y desesperada llevaron a Orlando a enfrentarse a los agentes y decirles que si no le decían dónde se encontraba su hija «denunciaría que estaba desaparecida». Tras lanzar este ultimátum, enfiló la salida y comenzó su regreso en coche. «Entonces me mandaron varios patrulleros para interceptarnos. Me llevaron al centro y me dijeron que podían decirme donde estaba Camila», relata. La periodista independiente cubana había sido trasladada a la estación policial 10 de octubre, uno de los centros -junto con la estación Capri, el centro Vivac y 100 y Aldabó, cuartel general de la Dirección Técnica de la Policía Nacional- donde han sido trasladados decenas de detenidos esta semana.

Orlando de nuevo volvió a montar en el coche y enfiló hacia este nuevo destino, «donde ya me estaban esperando, como si me conocieran». Y donde, asegura, le trataron mejor. «Me permitieron dejar los objetos que llevaba para mi hija, aunque me faltaba algunos, como unas chanclas», se lamenta.

Sin llamada hasta el lunes
Sin embargo, no pudo verla. La familia no ha tenido ninguna comunicación con la periodisa desde su arresto. Camila Acosta no podrá realizar su primera llamada telefónica hasta el próximo lunes, según indicaron este miércoles a su padre. «Le dejarán hablar cinco minutos, y si atiende (se porta bien), diez». Ese día se cumplirán siete días del arresto y de la investigación, en la que ha sido acusada de los cargos de «desacato» y «desorden público» por grabar las manifestaciones que se produjeron en La Habana el pasado domingo, día en el que se desencadenó una ola de movilizaciones en toda la isla para protestar por la situación económica y la crisis sanitaria provocada por el Covid-19, que atraviesa su peor momento. «Los cubanos están reclamando sus libertades», defiende el padre de Camila, que tampoco tiene constancia de que su hija haya tenido acceso a un abogado.

Su propia tragedia personal le hace estremecer a Orlando al pensar lo que están sufriendo otras familias. «He visto escenas muy feas (en el centro 100 y Aldabó). Soy cubano y pienso en cuántos padres tendrán ahí a sus hijos. No me gustó lo que vi», concede.

El de ayer fue un día duro para Orlando. Tampoco este miércoles pudo recoger sus cosas ni las de su hija del apartamento donde ella vivía alquilada y del que acaba de ser deshauciada, una vez más, por orden de la Seguridad del Estado. Él, que estaba de visita pues reside en EE.UU. (Camila no puede salir de Cuba porque está ‘regulada’), ha tenido que buscar refugio en casa de un amigo, «un buen cubano». Este viernes tenía pensado regresar a casa (el lunes, cuando fue detenida, Camila acompañaba a su padre a hacerse una prueba PCR), pero no lo hará mientras su hija esté arrestada. Una situación que podría prolongarse dependiendo de si va a juicio y la condenan por los delitos de los que se le acusa (la pena oscila entre los 3 y los 6 años). «Yo no me voy, aunque eso suponga que pierda mi residencia en EE.UU.», dice de manera tajante.

Dejamos a Orlando que descanse, mañana volverá a la estación policial 10 de octubre para llevarle más cosas a su hija, entre ellas, sus chanclas.

Noticias

Oleada de robos a mayores en Majadahonda a la salida de los bancos

Oleada de robos a mayores en Majadahonda a la salida de los bancos

Published

on

Photo fjcastro

Web de Ofertas de empleo
Enlace Invitación a Telegram

Los robos a personas mayores en Majadahonda se han disparado en la última semana. Según ha podido saber Telemadrid.es, en los últimos días varios ancianos han sido víctimas de atracos a la salida de las sucursales bancarias, en especial el Banco de Santander de la Gran Vía del municipio.

En la última semana, que coincide con el final de junio y el principio de julio, a tres mayores les han robado tras sacar dinero de sus cuentas bancarias. A uno le llegaron a robar 10.000 euros y a otro 1.700.

Modus operandi

El modus operandi siempre es el mismo. Uno de los ladrones entra en la sucursal bancaria, se hace pasar por cliente y coge un papel con el número para ser atendido, pero cuando le toca su turno lo deja pasar, su única intención es observar a los mayores que sacan dinero. Una vez han su víctima ha obtenido dinero de su cuenta, el delincuente manda un mensaje a otro de los ladrones que se encuentra en el exterior del banco, que espera a su víctima, que la sigue por una calle menos transitada y comete el robo.

El último atraco se ha producido este mismo lunes, cuando un anciano tras sacar dinero de la sucursal ha sido robado en la calle Santa María de la Cabeza, pero gracias a la acción de varios transeúntes han inmovilizado al ladrón hasta la llegada de un Policía Local y de la Guardia Civil.

Gracias a las cámaras del banco, la Guardia Civil ha identificado a una mujer que actuaba de observadora en el interior de la sucursal y que facilitó el robo a un anciano de 10.000 euros la semana pasada.

Continue Reading

Noticias

La Guardia Civil detiene a un hombre por la muerte violenta de otro en Bargas

La Guardia Civil detiene a un hombre por la muerte violenta de otro en Bargas

Published

on

Photo fjcastro

Web de Ofertas de empleo
Enlace Invitación a Telegram

En la madrugada del 25 de junio, un hombre -que este lunes ha sido detenido y pasado a disposición judicial- se presentó en dependencias de Guardia Civil de Illescas y confesó haber mantenido una pelea con otro varón, al que había dejado malherido.

Una patrulla de la Guardia Civil le acompañó al lugar de los hechos, en la localidad de Bargas, y encontraron a un hombre, ya fallecido, en el cauce de un arroyo atado de pies. Los servicios médicos que se personaron en el lugar certificaron la muerte de esta persona.

Al tratarse de una muerte violenta, se hizo cargo de la investigacion la Policía Judicial de Illescas y el laboratorio de Criminalística de la UOPJ de Toledo, y se ha procedido este lunes a la detención del presunto autor, que ha pasado a disposición del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 2 de Toledo. Fuentes de la Guardia Civil han confirnado estos extremos, así como la Delegación del Gobierno en Castilla-La Mancha.

Continue Reading

Noticias

La Policía Nacional detiene a un agresor sexual cuando trasladaba a una mujer a una zona oscura en Valencia

La Policía Nacional detiene a un agresor sexual cuando trasladaba a una mujer a una zona oscura en Valencia

Published

on

Photo fjcastro

Web de Ofertas de empleo
Enlace Invitación a Telegram

Agentes de la Policía Nacional han detenido en Valencia a un joven de 23 años como presunto autor de los delitos de agresión sexual en grado de tentativa y atentado a agentes de la autoridad, tras ser sorprendido cuando presuntamente retenía y trasladaba a la fuerza hacia una zona oscura a una mujer que se le había cruzado en la calle.

Según ha informado la Jefatura Superior en un comunicado, los hechos ocurrieron sobre las 3.00 horas del pasado sábado, cuando los agentes que realizaban labores de prevención observaron en un descampado próximo a la calle Río Tajo de la capital a un hombre que se cubría la cabeza con una gorra negra y que agarraba «de forma brusca» por la cadera a una mujer, a la que estaba trasladando a pulso hacia una zona de «poca visibilidad», al parecer en contra de su voluntad.

Inmediatamente, los agentes se dirigieron hacia el hombre y le dieron el alto, momento en el que soltó a la mujer, que comenzó a llamar a los policías «en evidente estado de nerviosismo». El joven se desprendió de la gorra y salió huyendo haciendo caso omiso a las indicaciones de los efectivos policiales.

Rápidamente, uno de los agentes salió a la carrera tras el sospechoso, al que logró dar alcance. El presunto autor de los hechos presuntamente arremetió contra el agente, que pudo observar cómo el varón llevaba los pantalones «desabrochados y ligeramente bajados, presentando una evidente erección».

Tras forcejear con el sospechoso y pedir refuerzos ante su «gran resistencia», finalmente los agentes lograron reducirlo. Tras entrevistarse con la víctima, que se encontraba «llorando y en un gran estado de nerviosismo», los policías averiguaron que, momentos antes, la mujer se cruzó con el sospechoso, al que no conocía de nada, por la Avenida de los Naranjos, y este «sin mediar palabra», la agarró fuertemente, llegando a levantarla del suelo contra su voluntad, y la arrastró hacia una zona oscura.

El presunto autor de los hechos no la soltó, a pesar de que la mujer se lo pedía «insistentemente» ante el temor a ser agredida sexualmente, hasta que hizo acto de presencia la patrulla policial. El detenido, sin antecedentes policiales y de nacionalidad ecuatoriana, quedó detenido como presunto autor de los delitos de agresión sexual en grado de tentativa y atentado a agentes de la autoridad y ya ha pasado a disposición judicial.

Continue Reading
Advertisement

Categorias

Mas vistos